× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descripción

Poemas del Diwan de Shams de Tabriz de Rumi y de El intérprete de los deseos de Ibn Arabí.

Bajo el nombre "Ciencia del Amor" se quiere ofrecer al lector y al escuchante un diálogo de corazón a corazón. La Ciencia del Amor tiene la vocación de ser una Colección que nos acerque en habla hispana a los grandes poetas místicos. El mensaje y sabiduria espiritual se presentan engarzados en obras poeticas y musicales históricas de fuerte impacto emocional. Una Ciencia del Amor, (palabra polisemica por excelencia) tiene más de poesía que de rigor cientifico. El Amor, ¿se aprende o se acepta como regalo?

En los poemas de Rumi descubrimos el saber mistico abierto a todos los conocimientos de su epoca. Creador del samá' de los derviches giróvagos, fue un enamorado que ensenó el amor. Por ello es nuestro primer maestro de la Ciencia del Amor. Para Ibn Arabí la poesia es vista por el "ojo interior" y el corazón, es el órgano capaz de percibir su expresión y de mostrar su esencia. Su obra es prolifica y fuente de inspiración del pensamiento islámico, por ello es llamado el "Maestro máximo".
EDUARDO PANIAGUA

Desde hace unos pocos decenios, la llamada del Espiritu parece haber encontrado cobijo en el corazón de muchas personas en los paises occidentales. Muchas de ellas, bien por no hallar suficientes alicientes en las formas de culto «oficiales» o bien por no encontrar el paraiso que prometia una sociedad de consumo materialista y tecnológica, han ido derivando hacia distintas y muchas veces caóticas) formas de búsqueda interior que, a la postre, tambien han terminado por convertirse en objeto de consumo. Pero las verdaderas perlas del Espiritu cabe hallarlas entre las endurecidas valvas de todas las grandes Tradiciones Filosóficas y Espirituales de la Humanidad. Rebuscando en su interior es donde se puede hallar la semilla de oro que, oculta bajo capas y capas de dogmas, prohibiciones, teologías y rituales, nos transmite el legado de generaciones y generaciones de místicos de todas las razas y religiones. Esa semilla de oro es lo que se ha dado en llamar la Tradición. Entre esos representantes de la Tradición se encuentran los misticos sufíes. GRIAN