× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descripción

Cuando la superación personal entra en juego, ya sea a través de los diferentes aspectos que conforman la vida de un ser humano, como son el amor, el destino, la muerte… el mundo que nos rodea empieza a cambiar paulatinamente.

¿Pero cómo voy a intentar encontrarme si no siento y percibo qué estoy buscando?

Aquel que se deja llevar por el devenir sin apenas analizar su propia existencia, la vida seguramente le será más costosa y en muchos casos triste y carente de sentido. Le invadirán los miedos, la oscuridad y la desesperanza por hallar un lugar dentro de su corazón que lo refugie de las tempestades y las inclemencias que transitan en su vida.

Aquel que pretenda dar un paso más allá de sí mismo para superarse y ser mejor cada día ha apostado bien, sin lugar a dudas.

Recogeremos el fruto tras el esfuerzo, quizás no en esta vida o tal vez sí, pero no quedará yermo.

Cuando sentimos que nuestra vida carece de propósito, la visión que se tiene de la misma es que es mala, hostil y cruel.

No todos los hombres son iguales. Quien no perciba que es libre para actuar hacia esa otra dimensión más destacada, formará parte del humano que se destruye a sí mismo sin apenas haber intentado progresar.

Esa superación personal conectada y bien dirigida guarda secretos invisibles, ya que viene acompañada por pequeñas ayudas de mundos desconocidos aparentemente imperceptibles a los humanos.

Algunos lo encontrarán y otros se quedarán en el camino, pero aquel que traspase la puerta a otro plano de su existencia, se adentrará en un mundo infinito, repleto de oportunidades, libre y enigmático, que lo atrapará para siempre.