× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descripción

El factor papá nos explica por qué el hecho de que el padre se involucre en la vida de su hijo desde su nacimiento es tan importante para el desarrollo cerebral y la estabilidad emocional del niño. El papel del padre no debe limitarse a un apoyo complementario al trabajo de la madre, sino que es sumamente valioso en sí mismo. Investigaciones científicas recientes revelan que la forma en que el padre crea vínculos con sus hijos y la manera distinta que tiene de jugar con ellos (generalmente con juegos más bruscos) son vitales para que la estructura cerebral del niño se desarrolle de manera adecuada y también para su evolución cognitiva y emocional.

El autor, pionero en el campo de la salud familiar, examina la evolución que el papel del padre ha tenido en la educación de los hijos y analiza la evidencia de que el feto no solo es capaz de distinguir una voz masculina de una femenina desde el útero materno, sino que también, una vez que haya nacido, reconocerá y buscará de forma activa esas voces.