× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descripción

He aquí el segundo y último diario que Krishnamurti escribió con su puño y letra. Lo que ya no pudo escribir lo grabó poco antes de morir. Quizá por la intimidad que este método implica el lector se siente más próximo que nunca a este gran maestro espiritual: puede que hasta tenga la impresión de hallarse dentro de su misma conciencia.

Este diario fue escrito desde 1973 hasta la muerte del mismo Krishnamurti, durante su permanencia en Inglaterra, Italia y Estados Unidos.

Dice Krishnamurti en relación con este diario: “Lo escribí a modo de diario mientras viajaba.. pero no lo escribí para ser publicado. En él describo lo que llamo “el proceso”: o sea mi sensación de estar fuera del mundo cotidiano, de estar completamente en paz y alejado del conflicto.”