× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descripción

La energía índigo —que alude al color del chakra del tercer ojo, sede de la intuición— es una energía vibratoria elevada que caracteriza a la generación índigo, un conjunto de almas conscientes, evolucionadas y sensibles que han encarnado en este mundo para elevar la frecuencia vibratoria del planeta y propiciar el despertar espiritual de la humanidad.

En esta obra, Doreen Virtue y su hijo índigo Charles Virtue explican el propósito grupal de estos seres, encargados de traer la verdad y la integridad a nuestro planeta, y revelan lo mucho que su energía regeneradora nos aporta a todos.

Este libro es tanto un manual de vida para índigos como una guía para quienes desean comprender a estos jóvenes y aprender de su ejemplo.

En sus páginas, Doreen y Charles explican que, en realidad, todos tenemos la capacidad de despertar nuestro «poder índigo».

Esta obra te servirá de inspiración para:

  • Encauzar la intensidad índigo y lograr propósitos sanadores positivos.
  • Superar los miedos que te impiden ser asertivo y auténtico.
  • Desarrollar el poder extraordinario de escuchar, hablar y vivir a partir de tu propia verdad interior.

Tanto si te consideras un índigo como si eres padre, madre o amigo de uno de ellos, este libro te guiará hacia nuevos niveles de comprensión y paz y te ayudará a descubrir el sentido de tu vida.

Los niños índigo -una generación nacida a partir de los años 70 y compuesta por almas brillantes, intuitivas y de marcado carácter- ya han crecido y ahora, como adultos, ofrecen al mundo siete lecciones empoderadoras. 

Sin embargo, no solo los índigo disfrutan de esta capacidad intuitiva superior; todos nosotros, en mayor o menor medida, podemos aprender a potenciarla, y eso es lo que nos descubre este libro.

Autor

Doreen Virtue

Doreen Virtue

Doreen Virtue es doctora en psicología y clarividente, además de una sanadora espiritual de fama internacional, especializada en el estudio de la metafísica. Fundadora y directora del WomanKind Psychiatric Hospital de Nashville (Tennessee), ejerció de psicóloga también en el Woodside Women’s Hospital de San Francisco, hasta el fatídico accidente que cambió su vida por completo. Tras un encuentro con la muerte el 15 de julio de 1995, salió de su "armario espiritual" y empezó a enseñar abiertamente la Terapia de los ángeles.