× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descripción

Comemos lo que somos muestra los distintos caminos que desde la antropología se han tomado para tratar de dar luz e inteligibilidad a prácticas alimentarias en apariencia imperceptibles, ilógicas o extremas, interrogándose sobre las imbricaciones entre lo biológico, lo psicológico y lo social, y sobre la pertinencia de dialogar con otras disciplinas.

La existencia de maneras de comer tan dispares —y semejantes— en todo el mundo, cuyas tramas de significación se generan en culturas esencialmente heterogéneas y cambiantes, obliga a reflexionar a quienes se dedican al estudio de la alimentación.

Observando lo cultural desde una perspectiva amplia y tomando contacto con distintos actores en situaciones diversas, la autora analiza el entramado complejo de relaciones sociales que se entretejen en torno al cuerpo, el género y la salud.

En este sentido, muchos de los conflictos, complacencias o malestares que los sujetos manifiestan a través de la alimentación cotidiana constituyen expresiones tanto de las diferentes formas de control y poder ejercidas por instituciones, grupos e individuos, como de las múltiples respuestas dadas ante los requerimientos materiales o simbólicos.