× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descripción

La más importante revelación médica del siglo XXI es que el intestino y esos pequeños bichos que viven en él están relacionados con casi todos los padecimientos crónicos, desde el autismo y la depresión hasta el asma y las enfermedades autoinmunes, la diabetes o la demencia.

En las últimas décadas han aumentado los trastornos que debilitan nuestro cerebro, desde los niños con autismo y TDAH hasta los adultos que desarrollan demencia a edades más tempranas que nunca.

Pero una investigación médica actual revela que la salud de nuestro cerebro está dictada mayoritariamente por el estado de nuestro microbioma o, lo que es lo mismo, por la gran población de organismos que viven en nuestros intestinos y que superan en número a las células del cuerpo humano en una proporción de diez a uno.

Es decir que lo que está ocurriendo en nuestros intestinos hoy determina el riesgo de cualquier trastorno o enfermedad relacionada con el cerebro.

El doctor Perlmutter explica la potente interacción que existe entre los microbios intestinales y el cerebro, y cómo el microbioma humano se desarrolla desde el momento del nacimiento y evoluciona según nuestro estilo de vida, cómo puede enfermar y cómo podemos fomentar la salud del intestino con sencillas estrategias.