× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mandalas: un viaje interior hacia el bienestar

Cuando mandala rima con bienestar
Por Romina Rossi

monjes mandalas

 

Los mandalas, dibujos geométricos antiquísimos, cuyo nombre deriva del sánscrito y significa “círculo”, son importantes en varias culturas, a menudo utilizados como instrumento de meditación. Los más “famosos” son probablemente los mandalas creados y después destruidos por los monjes tibetanos como ejercicio espiritual que desarrolla su paciencia y el no apego a las cosas, ya que todo pasa y es transitorio.

Más recientemente, en nuestra sociedad, fue Carl Gustav Jung quien entendió la importancia del mandala como instrumento para entrar en contacto con la parte inconsciente de uno mismo, capaz de revelar nuestros sentimientos más escondidos. Según Jung el círculo está relacionado con la representación del yo, el cuadrado con la vida física, el triángulo representa la naturaleza divina del hombre y toda la creación, la cruz es el mundo material. De este modo el mandala representa una auténtica forma de comunicación que puede servirnos de guía hacia la búsqueda de nuestro yo.

Mejorar nuestro bienestar con los mandalas

Crear o pintar un mandala es un poco como meditar y tiene los mismos beneficios. La forma circular no es causal, sino que expresa un orden cósmico, su nacimiento y desarrollo armónico, y tiene el objetivo de relacionar centro y periferia. Dicho en otras palabras, el mandala es un viaje dentro de nosotros, que permite explorar las partes que menos conocemos de nosotros mismos y que nos permite adquirir una mayor autoconciencia.

El primer gran beneficio que tiene pintar un mandala es entonces la mayor autoconsciencia que proporciona, pero no es el único. La lista de los efectos beneficiosos es larga y variada y podría dejar a algunos con la boca abierta:

  • combate el estrés;
  • calma la mente y elimina pensamientos obsesivos y repetitivos;
  • elimina la ansiedad;
  • ayuda a relajarnos, proporciona calma y serenidad;
  • ayuda a gestionar las emociones negativas;
  • desarrolla la creatividad, la imaginación y la fantasía;
  • aumenta la concentración;
  • relaja tensiones y rigidez física;
  • ralentiza la respiración;
  • facilita la meditación.

En el ámbito psicoterapeutico el mandala se utiliza desde hace tiempo en las terapias con niños, sobretodo con aquellos con problemas de atención, ya que favorece su concentración, ayudándoles a desarrollar su equilibrio y tranquilidad. Hay varios factores, desde la manera de pintar, hasta al mandala escogido por el niño, a los colores que utiliza, que pueden mostrar aspectos de su yo interno, así como la no aceptación de uno mismo, las necesidades no expresadas, los talentos escondidos, la tolerancia hacia uno mismo y hacia los demás y su afectividad. En algunos talleres con niños con discapacidad el mandala ha contribuido a favorecer la integración y la expresión propias, estimulando al mismo tiempo la propia individualidad y creatividad.

mandala

Los mandalas para superar las fases críticas de la vida

Según algunas investigaciones en ámbito psicológico, el mandala es particularmente útil en algunas fases críticas de la vida:

  • En caso de una pérdida grave;
  • En caso de sufrir cambios profundos en el proceso de envejecimiento;
  • En caso de sufrir enfermedades que amenazan nuestra vida;
  • En caso de emergencia espiritual.

Efectivamente, el mandala ayuda a deshacer bloqueos emotivos y a gestionar las emociones negativas y oprimentes que dominan en estos casos: de este modo, es capaz de ayudar en el proceso de transformación hasta que reine nuevamente la harmonía.

También en ámbito médico se han hecho pruebas con mandalas, las cuales han tenido un gran éxito: utilizados por enfermos con cáncer, les han ayudado a hacerles reencontrar la propia energía y orden.

Así pues, la próxima vez que pintemos un mandala pensemos que se trata de un viaje interior, la meta del cual es nuestro crecimiento interior, ¡este viaje nos llevará a descubrir emociones, sensaciones, ideas y recuerdos y transformará el caos interior en un orden a partir del cual podremos conseguir nuevos recursos para nuestro bienestar!

  DESCUBRE NUESTRA SECCIÓN DE LIBROS DE MANDALAS >>  

 

10,00 €

10,59 $

Añadir al carrito
Meditar con mandalas

Meditar con mandalas

Michal Beaucaire

77 meditaciones prácticas guiadas

Edaf Editorial

20,00 €

21,18 $

Añadir al carrito

14,00 €

14,83 $

Añadir al carrito
El Libro de los Mandalas - Thomas Varlenhoff

El Libro de los Mandalas

Thomas Varlenhoff

Energía, meditación y sanación

Edaf Editorial

20,00 €

21,18 $

Añadir al carrito
Colorea MANDALAS 1

Colorea MANDALAS 1

Susanne F. Fincher

Para la intuición, la curación y la autoexpresión

Edaf Editorial

9,95 €

10,54 $

Añadir al carrito