× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Libro

Los Niños Que Dejaron De Soñar

Los Niños Que Dejaron De Soñar

15,00 €

16,03 $

Disponibilidad: inmediata

Autor: Joan Montañe Lozoya

Editor: Mandala Ediciones

Libro

Año de edición: 2013

¿Te gustó este libro? Escribe tu comentario

DESCRIPCIÓN

En este segundo libro nos centramos en exclusiva en las secuelas de los ASI. (Abusos sexuales en la infancia) En este segundo libro nos centramos en exclusiva en las secuelas de los ASI. Dentro de las secuelas hay varios aspectos en los que detenerse. El principal, sin duda, es el psicológico. Las secuelas psicológicas ocupan una buena parte de este libro y conforman el primer capítulo. En el segundo se abordan las secuelas familiares; un tema complejo que afecta a muchos y que no siempre se resuelve favorablemente. En el tercer capítulo se alude a las secuelas físicas. En el cuarto las consecuencias sociales. La quinta parte se centra en las secuelas que aparecen en la infancia. Por último, en la sexta, se observan las consecuencias jurídicas. Al final de cada capítulo hay un testimonio que ilustra el tema que se ha tratado. En algunos casos el testimonio resulta mucho más esclarecedor que cualquier disquisición que se haya podido hacer a priori.

AUTOR

Joan Montañe Lozoya

Joan Montañe Lozoya

Joan Montané Lozoya nació en Barcelona en 1962. En el 2001 adquirió plena conciencia de haber sido víctima de abuso sexual infantil así como de las graves secuelas que ello comporta. A partir de aquel momento no sólo se preocupó de su propia recuperación, sino de investigar a fondo un asunto sobre el cual existe una escasa información así como pocos recursos dirigidos a las personas adultas sobrevivientes de A.S.I. Sus experiencias y las de tantos compañeros confluyen en su libro, tan duro como inevitable, pero también esperanzador, pues nos demuestra que siempre hay una luz al final del túnel.