× Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso.
Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Libro

Experiencias de una radiestesista

Experiencias de una radiestesista

Influencias geobiológicas en el hombre

12,00 €

12,90 $

Disponibilidad: inmediata

Autor: Käthe Bachler

Editor: Mandala Ediciones

Libro

Págs: 218

Formato: 14,5x21,5

Año de edición: 1991

¿Te gustó este libro? Escribe tu comentario

DESCRIPCIÓN

Las zonas de alteración geopática ejercen una influencia sobre el hombre y su entorno de tal calibre que el hecho de dormir, trabajar o estudiar durante largo tiempo en una cama pupitre o mesa situado sobre dichas zonas puede ser la causa de trastornos, enfermedades graves, cambios en el carácter, o de evitar la reacción positiva a un tratamiento médico.Esta afirmación era evidente hasta hace poco sólo para los conocedores del tema, pero hoy en día y gracias en gran parte al trabajo de la autora son cada vez más los organismos oficiales,colegios,hospitales,arquitecto, etc que requieren la ayuda de la radiestesia para construir o planificar el espacio.Hay que estudiar los más de cien casos presentados en este libro por la autora (pequeño exponente de los muchos miles a los que se ha enfrentado durante su larga experiencia como radiestesista) y reflexionar sobre la relación causa-efecto que Kate Bachler nos propone,las claves fundamentales para reconocer esas zonas geopáticas en el hogar, colegio, puesto de trabajo...En todo caso se trata de una obra de gran interés tanto para médicos, padres y maestros, como para el público en general.Debemos saber reconocer en nuestro hogar, en el trabajo, el buen sitio que nos permite descansar o trabajar en paz.

AUTOR

Käthe Bachler

Käthe Bachler

La maestra radiestesista austríaca Käthe Bachler ha sido una de las pioneras en la Geobiología.

Maestra de escuela de profesión, Bachler inicia su extensa labor como investigadora alertada por el bajo rendimiento escolar evidenciado en algunos alumnos. Al revisar sus lugares de descanso encontró que sus camas estaban emplazadas sobre zonas geopatógenas, alterando sus biorritmos con la consecuente generación de alteraciones del sueño y severos problemas de salud que no encontraban solución en la medicina convencional. Todos evidenciaron una súbita mejora en su salud y en su rendimiento escolar cuando fueron reubicados en los buenos sitios que señalara oportunamente.

Los contundentes resultados de la radiestesista hicieron eco en el Instituto Pedagógico de Salzburgo donde fue invitada a realizar una investigación más extensa titulada como “El fracaso escolar como posible resultado de las influencias geobiológicas en la casa y en la escuela”. Dando conferencias y realizando prospecciones por toda Austria, Bachler concluía en el mentado estudio: “Constantemente llegué a la conclusión, que los alumnos que estaban siempre cansados, los más vagos, los que tenían mayor dificultad de concentración y peor memoria, los que eran más problemáticos, los que siempre estaban débiles y enfermos, etc, todos ellos siempre se encontraron sometidos a la influencia de cruces de interferencia”